Cultura

(Historia de Bruno y Micaela)

Antes de comenzar

M: no me golpees
B: toma
M: carajo no me golpees, toma jaja
B: Auuu eso si me dolió duele!
M: para qué me golpeas
B: te quiero
M: yo también te quiero

• Surco 2011

(Carta a Micaela) Escribo y extraño

Escribo de puño y letra, escribo porque es la única forma de demostrar a alguien lo que siento, escribo porque es la única manera de comunicarme conmigo, escribo porque me gusta leer lo que yo mismo escribo y, ahora, escribo para una chica que lleno mi tristeza de alegría.

Te escribo porque eres especial.
Te escribo porque te quiero.
Te escribo porque cada vez que estoy contigo me das tu cariño.
Te escribo porque nunca nadie me cuidó como lo hiciste tú, en un día.
Te escribo porque contigo desahogo mi alegría.
Te escribo porque a pesar de todo te adoro con todo tu salsa.
Te escribo porque me acostumbre a ti.
Te escribo porque tienes defectos y virtudes que adoro.
Te escribo porque estando contigo me siento bien.
Te escribo porque a veces me corriges.
Te escribo porque me encanta cómo me miras.
Te escribo porque siempre me abrazas con fuerza.
Te escribo porque te aburro.
Te escribo porque me encanta como te vistes.
Te escribo porque eres deliciosa.
Te escribo porque me escribes con mala gana.
Te escribo porque eres minina.
Te escribo porque tu mascota lleva mi nombre.
Te escribo porque siempre coincidimos en algo, casi siempre.
Te escribo porque me escuchas.
Te escribo porque eres un milagro que me mandó Dios.
Te escribo porque cada vez que me abrazas nos damos un beso.

Te extraño cada vez que despierto, cada vez que escondo tu fotografía en mi cómoda, extraño cuando me veo en el espejo y me pregunto por qué te extraño tanto.

Extraño cuando no me escribes.
Extraño cuando ya casi nunca me cuentas nada.
Extraño cuando me decías te quiero en cada final de una conversación.
Extraño cuando me mandabas un mensaje y nunca respondía.
Extraño cuando te desesperabas conmigo.
Extraño tu ausencia.
Extraño tus llamadas (será porque siempre me roban).
Extraño tus caricias.
Extraño tu cuerpo tan suave.
Extraño cuando te vas a fiestas y no me llamas, me sacas la vuelta cuando tomas demasiado y sin ningún remordimiento me lo dices porque no soy celoso.
Extraño tus notas lindas en mi muro –facebook-.
Extraño que seas la primera en reírte cuando te cuento mis cojudeces.
Extraño tu chalequito de reggetonera.
Extraño dormir con tu chalequito.
Extraño tu mano.
Extraño que me digas no me extrañes, pero igual te extraño.
Extraño mezclar y hacer versos con tu nombre y apellidos.
Extraño tu intuición.
Extraño que te copies todo de mí.
Extraño pensar que algún día me visitaras.
Extraño que se acabe el día y me voy.
Extraño cuando me cacheteabas.
Extraño que seas malcriada –perdón, mal educada-.
Extraño verte borracha.
Extraño verte feliz.
Extraño pasar todo el tiempo contigo.
Extraño que me digas imbécil.
Extraño no decirte que es un misterio mi pasión.
Extraño decirte maldita ternura.
Extraño cagalar.
Extraño que me insultes cuando ya no estoy contigo.
Extraño tu cabello con cerquillo.
Extraño decirte bebe.
Extraño cuando me decías nunca me llames.
Extraño desaparecer y decirme varias veces pienso en ti.
Extraño la primera canción cuando te bese – Intuición –kameleba.

Extraño decirte adiós.
Extraño dejarte con la palabra en la boca cada vez que te llamaba.
Extraño la depresión, pero contigo se aleja.
Extraño sentir amor por alguien, creo que siento algo por ti hace buen tiempo.
Extraño callarme, por eso nunca dije nada en tu cara, sólo en letras.
Extraño decirte báñate.
Extraño soñar que estoy contigo durmiendo.
Extraño soñar que despierto a tu lado y con tu cabello suave.
Extraño al darme cuenta que nunca pasara nada.
Extraño que no estés en mis sueños.
Extraño que esta semana ya no pueda soñar contigo.
Extraño decirte mamichula.
Extraño ser malo, porque ahora soy bueno.
Extraño tu almuerzo.
Extraño el día que te conocí, sufrida.
Extraño que te sientes en mi rodia y salga un flash.
Extraño tus pies en mis piernas.
Extraño decir viva esa chica.
Extraño decirte sos una reina.
Extraño decirme si me da miedo la palabra amor, hablemos de felicidad (ósea tú).
Extrañaré todo lo que sentí por ti.
Extrañaré tu perfume rodeado sobre mi ropa tras dormir abrazados en el sofá de tu casa.

• Chorrillos: 05/07/2011

Bruno:
Todo ese tiempo he estado cansado, sin motivo alguno, pero sabes extrañándote también. Ahora tengo una razón para estarlo: escribir y tomar fotos como maquina hasta que me duela.
Y como me dijiste alguna vez usé esa palabra, que sea más directo, que hace tiempo no lo utilizaba, me hizo mucha falta. Al final, como siempre, tienes mucha razón.

Escribe: Bas Branny.
Modelo foto: Milagros Gutiérrez.
Música fondo: Kassabian - Club foot y Dishwalla - Angels or devil

Desaparecida

Todo el día me pasé buscándote y no te encontré. Ahora sólo estoy pensando en ti. ¿Te puedo pedir perdón? pero presiento que tú, aún así, no volverás. Dime, dónde te puedo buscar, no quiero que te pierdas porque yo regresé. Dime si todo se terminó o si ya no te puedo decir te quiero, diario de mi risa.

Las letras de las músicas pasan por mi mente y hacen una mezcla que sale todo lo que te escribo; cada noche pienso en tu mirada, pienso tanto que deliro de fiebre; salgo a manejar y te buscaré donde sea -me siento perdido fumando como un hippie- te pido que todo esto se acabe porque me hace daño.

Sigo manejando tan ebrio que voy por lugares donde alguna vez pasé contigo, pensado que tal vez allí te encuentre, pero no es así, no hay ninguna señal tuya. Nena, ¿dónde puedo ayarte?... Sigo manejando y no sé dónde ir -toda la noche me la pasé buscándote- a la vez tratando de salvarme del frio que me mata. Sabes, no sé dónde ir si tú no estás. Nena quiero decirte que te extraño!!!...

Pasé por la puerta de tu casa y no toqué por miedoso. No te puedo odiar, eres tan diferente porque eres tú quien me hizo saber quién soy yo (una mierda).

Aquella noche regresé a casa tan enfermo sabiendo que la amiga desapareció. Dejé que las estrellas me hablen “por qué eres tan tarado” me decía una tan brillante. Me puse a pensar qué demonios hice… “¿Por qué se fue? dejaré de ser un tarado estrellita, sólo dime ¿cómo me acerco a ella? mándame una señal, dame un pista para llega a ella”.
La estrella me decía que ella me quería, pero mira que tonto, yo le creía y me quedé aquí triste solo y vacío.

Hoy, más que nunca, quisiera verla. Hoy, más que nunca, quiero acariciarla. Chiquitita te suplico que me perdones no quería que eso pasara. ¿Por qué ahora no sé nada de tu vida? No sé nada de mi niña, ahora, más que nunca, te necesito. No te alejes tanto, me decías, pero falle.

Ahora que me acerco a ti, tú ya no estás. Voy manejando a 100km por el circuito de plata, mientras el aire me deja congelado, ventanas abiertas con 100 de volumen escuchando Oasis live forever.

Quiero volar sobre tu jardín y averiguar si estas allí. Fuiste una maldita como mi ternura, ahora no sé como hallarte. Recuerdo que fue bueno que llegaras a mi lado. Sin embargo, ahora, no sé nada de mi niña y es que no recuerdo bien como vivía sin conocerte, imaginando tu mirada. ¿Cómo serian tus manos? ¿Cómo sería abrazarte otra vez? ¿Cuándo será el día que te vuelva a ver?...

Me muero por abrazarte y sentirte. Sólo me queda esperarte. Los sueños me llenan de ilusión, bailando estoy para sanarme y caminaré pensado cuándo será el día que me sienta bien y que un ángel llegue a mí, igual a ti, una mejor amiga…
Dicen que la esperanza mata el dolor, por eso hoy estoy tan fresco y saldré a buscarte, a las seis pasaré por la puerta de tu casa…

Estoy tan mal que despierto de los sueños que están matando mi mente y regreso a escribir. Dime si volverás, no me hagas ilusiones querida, dime quién te rapto para rescatarte. Las letras llegan a mí y hacen una mezcla y salen varios temas, pero ahora sólo sales tú. Los sonidos hacen que me pare a bailar pero tú no estás.

Saldré a buscar una batería, tal vez, eso dejará por un momento que te extrañe tanto. Armaré una canción para la paz entre tú y yo mi querida desaparecida.
Do – Re – La…

Adiós

Adiós es la palabra que a menudo escucho cada vez que me quedo en algún lugar: uno o dos días, máximo una semana, no acostumbro estar en un solo lugar mucho tiempo, me aburro. Bueno, si mi cuerpo y mi mente lo permiten elegiría un lugar especial, que me agrade, pero lo dudo, hasta ahora nunca pase de quedarme uno o dos días en los lugares que me siento bien.

Hipocresía

HIPOCRESIA

Ah barba canosa

Cuelga de mí, sin pelo

Sin una onza de arrepentimiento 

Tener la novela Abril Rojo en el stand de libros por seis meses sin leerlo, fue una decisión equivocada.

Abril Rojo puede tener la tendencia de ser una novela ordinaria, simple y sin mucha consideración si aún no han recorrido los escritos de esta novela.

Nosotros

Somos el primer medio de prensa digital de la región con una plataforma interactiva de noticias, medios y producción periodística dedicada a la cobertura, discusión y difusión del quehacer local, nacional y mundial.

 

Ultimas Publicaciones

Newsletter

Quas mattis tenetur illo suscipit, eleifend praesentium impedit!